Guía de Latte art para principiantes

 

fecha post 21/06/16

latte art

 Sentarse en una terraza, pedir un café y recibir con una sonrisa un pedacito de arte. Sorprender al cliente es esencial para competir en un mercado cada vez más exigente. Es por eso que cada vez más los negocios deciden apostar por el latte art para diferenciarse de la competencia.

Si todavía no lo conoces, el Latte art es una de las facetas más vistosas de la profesión de barista. Consiste en crear diseños en la superficie de un espresso, generalmente un latte (aunque también es común encontrarlo en macchiatos, moccas o capuccinos) y se está convirtiendo en toda una tendencia en hostelería.

Si estás en este gremio te aconsejamos que te pongas al día porque, aunque pueda parecer un elemento meramente decorativo, el latte art ayuda a fidelizar a tus clientes y les demuestra que eres un experto en el mundo del café.

Guía rápida para introducir el latte art en tu negocio

La técnica del latte art no depende tanto de tu faceta artística como de tu conocimiento del café. Si eres capaz de dominar estos tres elementos poco a poco te convertirás en todo un profesional:

  1. La crema

Para que tu diseño de latte art no sea un completo desastre tienes que conseguir una emulsión de leche (crema). Antes de nada hazte con una jarra de acero inoxidable y un termómetro de barista. Sigue estos pasos y conseguirás el resultado correcto:

-Llena hasta la mitad la jarra con leche fría colocándola totalmente recta y con el termómetro en el lateral. 

-Introduce la boquilla del vaporizador rozando la superficie de la leche  y colocando la lanza en un lateral. 

-Abre totalmente el vapor y sin mover la jarra, vaporiza hasta alcanzar los 62º – 72º.

-Dejar oxigenar y decantar la leche durante 30 segundos, para que la crema se forme en superficie.

-Transcurrido ese tiempo, muévela en círculos y trabaja la leche para emulsionar ligeramente las dos capas hasta que la crema brille.

  1. El espresso

Cuando acabes de cremar la leche debes preparar inmediatamente el espresso. Utiliza una dosis de aproximadamente 7´5 gramos y muele el grano muy fino. Asegúrate de prensar bien la mezcla, el agua caliente debe empujar a una presión de entre 8 y 9 bares.

  1. La técnica

Cada patrón o dibujo es diferente pero hay unas cuantas pautas comunes. No debes dejar que pasen más de 10 segundos desde que preparas el espresso y hasta que empiezas a añadir la leche. La jarra de leche será tu pincel, empieza desde una altura considerable y mantén la taza ligeramente inclinada. Los movimientos de muñeca te ayudarán a conseguir un resultado más preciso.

Un ejemplo de los más sencillos sería la figura de la roseta. Estos son los pasos básicos para crearla:

-Vierte lentamente para colar la leche por debajo de la crema del espresso hasta la mitad de la taza.

-Inclina un poco más la jarra para aumentar el caudal de crema y empieza a moverla de lado a lado con un movimiento de muñeca mientras la deslizas hacia atrás.

-Finaliza el diseño con una fina línea de leche en el sentido opuesto.

¡Ya tienes un pedacito de arte culinario!

¿Te animas a practicar para sorprender a tus clientes?

Compartir

© Cafés Candelas S.L., 2013

Rúa dos Transportes, 7. Polígono de O Ceao. 27003 Lugo (LUGO) Tel: +34 902 996 500 / info@cafescandelas.com

SOMOS
CANDELAS

Somos sabor, somos aroma, somos tradición. Somos café.

cafescandelas.com
BOLETÍN
CANDELAS

La manera más fácil y cómoda de comprar todos los productos.

Regístrate y benefíciate de nuestras promociones especiales.